Establecen acuerdos interagenciales para construcción de nuevas instalaciones de salud mental

623

El gobernador de Puerto Rico, Pedro R. Pierluisi, anunció la firma de dos acuerdos que totalizan $167 millones, entre el Departamento de la Vivienda y la Administración de Servicios de Salud Mental y Contra la Adicción (ASSMCA) y el Departamento de Corrección y Rehabilitación (DCR) para la construcción de dos nuevas instalaciones de salud mental. El secretario del Departamento de Vivienda, William Rodríguez, firmó los acuerdos junto a la secretaria del DCR, Ana Escobar y el administrador de ASSMCA, Carlos Rodríguez Mateo.

“Como parte de nuestro plan estatal de reconstrucción sometido al Departamento de Vivienda federal para el uso de los fondos CDBG-MIT, creamos la Reserva para el Cuidado de Salud en el Programa para la Mitigación en la Infraestructura. A este programa, el cual nos está permitiendo crear infraestructura resiliente en nuestras comunidades, le asignamos $1,000 millones para la reconstrucción de instalaciones de salud pública”, explicó el gobernador.

El primer ejecutivo añadió que “en el día de hoy el Departamento de la Vivienda y la Administración de Servicios de Salud Mental y Contra la Adicción están suscribiendo un acuerdo para la rehabilitación y reconstrucción del Hospital Universitario Ramón Ruiz Arnau, conocido como HURRA, en Bayamón. Al mismo tiempo, hoy el Departamento de la Vivienda también suscribirá un acuerdo de subrecipiente con el Departamento de Corrección y Rehabilitación para construir el primer hospital psiquiátrico para confinados que estará localizado en el municipio de Bayamón”.

La inversión millonaria entre ambos proyectos se da como parte de la reserva de $1,000 millones para el cuidado de la salud con la que cuenta el Programa para la Mitigación en la Infraestructura administrado por Vivienda bajo los fondos CDBG-MIT.

El secretario del Departamento de Vivienda, William Rodríguez, firmó los acuerdos junto a la secretaria del DCR, Ana Escobar y el administrador de ASSMCA, Carlos Rodríguez Mateo.

Por su parte, el secretario de Vivienda destacó que “estos importantes acuerdos son clave para el futuro de la salud mental en Puerto Rico. Los fondos de recuperación tienen un gran alcance y hoy así lo evidenciamos. Estas nuevas obras de infraestructura nos permitirán abordar la necesidad de alternativas y tratamientos para los puertorriqueños que lo necesitan y no tienen la oportunidad de recibir asistencia”.

De un lado, el proyecto de ASSMCA para el Hospital Psiquiátrico Dr. Ramón Ruiz Arnau conlleva la rehabilitación y reconstrucción de un edificio del Hospital Universitario Ramón Ruiz Arnau, en Bayamón, para recibir a los pacientes del hospital Dr. Ramón Fernández Marina en Río Piedras, que, construido en la década de 1920, es el único hospital psiquiátrico público que actualmente ofrece servicios de salud mental a la población que lo requiere.

La inversión millonaria entre ambos proyectos se da como parte de la reserva de $1,000 millones para el cuidado de la salud con la que cuenta el Programa para la Mitigación en la Infraestructura administrado por Vivienda bajo los fondos CDBG-MIT.

La inversión total estimada para este proyecto es de $87 millones, de los cuales $85 millones provienen de los fondos CDBG-MIT y los $2 millones restantes provienen de fondos estatales.

“Esta partida de fondos permitirá que se materialice política pública enfocada en la salud y el bienestar integral del ser humano, permitiendo a la isla contar con un hospital psiquiátrico público adecuado, amplio, moderno y resiliente para reforzar la continuidad de servicios a pacientes de salud mental y drogadicción, lo que ha sido una necesidad imperativa por años para nuestra isla. La construcción de esta estructura hospitalaria es la garantía de que más pacientes, y sus cuidadores, tendrán acceso a servicios de salud mental de calidad. Brindará un ambiente moderno y adecuado para los proveedores de servicios de salud mental. Enhorabuena, es una gran satisfacción, como salubrista, que hoy podamos encaminar un proyecto por el que tanto hemos luchado”, expresó el administrador de ASSMCA.

La rehabilitación y reconstrucción de este edificio creará espacio para, al menos, 200 camas.

Estas unidades se harán disponibles para ofrecer evaluaciones y tratamientos a pacientes adultos que se encuentran en fases agudas o subagudas de salud mental, y a pacientes de drogadicción.

De igual forma, potencialmente, ofrecerá servicios ambulatorios a miles de pacientes y contará con áreas para evaluaciones, terapias grupales, recreación, enfermería, y atenderá emergencias psiquiátricas las 24 horas al día, entre otras.

De otro lado, Puerto Rico no cuenta con un hospital dedicado a los servicios de salud mental para los confinados.

La construcción de la Institución de Salud Mental Correccional en Bayamón aumentará la capacidad del DCR para ofrecer evaluaciones, tratamientos ambulatorios, y tratamiento y alojamiento a los confinados que se encuentran en fases agudas de salud mental. La misma, atenderá a pacientes confinados que provienen de los 78 municipios de Puerto Rico.

“Esta es una de las mejores noticias que el gobernador Pierluisi nos ha dado al componente del Departamento de Corrección y Rehabilitación. Este proyecto atiende una de las áreas de mayor necesidad entre nuestra población correccional y de mayor preocupación para esta servidora y nuestro equipo de salud. Hoy damos un paso importante y trascendental en el mejoramiento de los servicios de salud mental que ofrecemos en la agencia. Agradezco que esta administración haya tenido la sensibilidad de mirar nuestras necesidades y procurar el bienestar de la población correccional en la isla”, sostuvo Ana Escobar Pabón, secretaria del DCR.

El proyecto contará con áreas para terapias individuales y grupales, recreación, y enfermería; comedores y áreas de alojamiento tanto para pacientes como para personal de Corrección y personal médico que ofrecen servicios las 24 horas al día.

También tendrá generador eléctrico, cisternas, sistemas de alarmas y protecciones adicionales para aumentar su resiliencia y mitigar los riesgos asociados a desastres y promover la seguridad de la comunidad.

La inversión total estimada para este proyecto es de $80 millones provenientes de los fondos CDBG-MIT.

“Como he dejado claro, mi compromiso con darle una calidad de vida digna a nuestra gente es claro y firme, y los pasos que damos hoy, así como los que hemos estado dando, son muestra de que estamos priorizando la salud mental de nuestro pueblo. Felicito a Vivienda, a Corrección y a ASSMCA por su diligencia y compromiso para lograr estos importantes proyectos, y nuestra gente puede estar segura de que vamos a continuar trabajando duro para lograr que Puerto Rico pueda proveer los servicios que quieren y merecen”, concluyó el gobernador.