Dos personas sentenciadas a largas penas de prisión federal por explotación infantil

345
Suministrada

El juez presidente del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos, Raúl Arias Marxuach, condenó el martes a José Luis González Rivera a 292 meses (24 años y cuatro meses) de prisión y 10 años de libertad supervisada por producción de pornografía infantil y transporte de un menor con el intención de participar en actividades sexuales.

Según documentos judiciales, desde marzo de 2019 hasta marzo de 2020, José Luis González Rivera empleó, usó, indujo y coaccionó a sabiendas a una menor cuando tenía entre 14 y 16 años para participar en una conducta sexualmente explícita con el propósito de producir videos e imágenes fijas utilizando un teléfono celular con capacidad de cámara, que fue fabricado fuera de Puerto Rico. Además, el acusado transportó a la víctima menor de edad a un motel con la intención de participar en actividades sexuales y producir imágenes sexualmente explícitas.

Agentes del Equipo de Trabajo de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) en Ponce, Puerto Rico, investigaron el caso.

En otro caso, el juez federal de distrito Pedro Delgado, condenó a Luis Márquez Díaz a 204 meses (17 años) de prisión y siete años de libertad supervisada por producción de material de explotación infantil y posesión de material de explotación infantil.

Según documentos judiciales, el acusado Márquez Díaz se comunicó a través de las redes sociales con al menos dos menores de edad de manera sexualmente explícita, les envió imágenes sexualmente explícitas y solicitó que las menores le enviaran imágenes sexualmente explícitas.

Una revisión forense de los dispositivos electrónicos incautados al acusado Márquez Díaz reveló más de 600 imágenes, tanto fijas como en video, de pornografía infantil, que incluían imágenes sexualmente explícitas de menores de doce años e imágenes que mostraban abuso sádico y masoquista de menores y niños pequeños El FBI investigó este asunto.

El fiscal federal W. Stephen Muldrow del Distrito de Puerto Rico, la agente especial interina a cargo de HSI, Rebecca González, y el agente especial a cargo del FBI, Joseph González, hicieron los anuncios.

La Fiscal Federal Auxiliar Jenifer Hernández, Jefa de la Unidad de Inmigración y Explotación Infantil y Coordinadora del Proyecto Niñez Segura, estuvo a cargo de la acusación en los casos.