El búho macho Aegolius acadicus fue apodado después de que un trabajador lo descubriera el lunes en el árbol que iba a ser instalado en Manhattan. El abeto noruego fue cortado a 275 kilómetros (170 millas) al noroeste del estado de Nueva York y traído a Manhattan el sábado.

Un búho al que encontraron deshidratado y hambriento en las ramas del árbol de navidad del Rockefeller Center ha recuperado el apetito y como ya está sano lo liberarán el sábado en su hábitat.

El ave fue llevada al Centro de Vida Silvestre Ravensbeard en el valle del Hudson, donde se alimenta de ratones antes de que lo regresen a su hábitat, tentativamente antes del anochecer del sábado.

“Sólo quiero estar segura de que esté bien alimentado antes de que se vaya”, dijo el jueves la directora Ellen Kalish al Daily Freeman. “Estaba un poco delgado cuando llegó. Quizá no había comido en días. Así que sólo quiero estar segura que tenga su mejor peso y salud, y que se vaya después”.

Según Kalish, el buho está en “gran forma” al parecer sin fracturas de huesos después de que le hicieran rayos X. Kalish prevé liberar al ave desde el lugar del centro en Saugerties, Nueva York.

 



¡Joven, este mensaje es para ti! Estás entre las edades de 12 a 19 años y estudias en el sistema público del país. Queremos conocer tu historia de éxito. Registro para participar de los nuevos "influencers"




En casa aprendo presenta, de forma dinámica y entretenida, un currículo de las materias de español, inglés, ciencias, matemáticas, estudios sociales, bellas artes y educación física.