A prisión sujeto acusado de agresión sexual contra dos menores

1786

Agentes adscritos a las Divisiones de Inteligencia Criminal y Delitos Sexuales del CIC de Bayamón arrestaron a un hombre frente al parque de pelota del barrio Palmarejo de Corozal, contra quien pesaba una orden arresto por desacato al Tribunal de Corozal del pasado 14 de marzo.

Según las autoridades, el arrestado es Luis G. De Jesús Vázquez, conocido como “Luis El Negro Papiyouw“, quien es acusado por alegados hechos de agresión sexual contra dos menores.

La orden fue expedida por la juez Yumayra Serrano, quien había determinado una fianza de 50,000 dólares sin derecho al 10 por ciento. Al momento del arresto se le ocuparon cuatro envases transparentes con picadura de marihuana y dos teléfonos celulares. El arrestado fue ingresado a la cárcel de Bayamón hasta la vista preliminar.

Del mismo modo, se informó que agentes adscritos a la División de Arrestos Especiales del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Bayamón, diligenciaron la tarde del martes una orden de arresto en Vega Baja contra otro hombre por un alegado caso de agresión sexual.

De acuerdo con el informe policíaco, el detenido fue identificado como Jaime Avilés Avilés, de 40 años y residente del mencionado municipio.

Las autoridades precisaron que el sujeto poseía una orden de arresto por agresión sexual y una fianza de 3 millones 500 mil dólares. Esta orden fue expedida por la juez Eillim Torres. Durante el arresto, a Avilés Avilés se lo ocupó una pistola HK modelo USP calibre nueve milímetros, una navaja, 12 municiones, 10 dólares en efectivo y una Mitsubishi Outlander del 2003. El caso sería consultado en la Fiscalía en la mañana del miércoles para la radicación de nuevos cargos.

De otra parte, agentes adscritos a la División de Vehículos Hurtados de Bayamón lograron el arresto de un hombre de 23 años, quien poseía un auto hurtado. En el barrio Algarrobo de Vega Baja los agentes intervinieron con una Hyundai Tucson color blanca del 2016, que fue reportada hurtada el pasado el 24 de enero en Guaynabo. En la intervención se ocuparon dos celulares, dos cargadores, municiones, una pistola Glock modelo 23 calibre .40 y una carabina marca Keltec calibre .40.

La agencia federal de Alcohol, Tabaco, Armas y Explosivo (ATF por sus siglas en inglés) asumió jurisdicción del caso, ya que una de las armas estaba alterada para disparar en automático.

Mientras tanto, agentes adscritos a la División de Arrestos y Allanamientos del CIC del Área de Caguas, diligenciaron una orden de arresto en el barrio Valenciano Abajo en Juncos contra Miguel A. Santiago Soberal de 68 años y residente en dicho municipio.

El parte policíaco detalla que contra Santiago Soberal pesaba una orden de arresto, con una fianza de 75,000 dólares, expedida por la juez Yarissa N. Santiago San Antonio del Tribunal de Caguas, por el artículo 5.05 de fabricación, posesión y distribución de armas blancas de la Ley de Armas y los artículos 195 de escalamiento agravado y 245 de empleo de violencia o intimidación contra la autoridad pública del Código Penal de Puerto Rico.

El arrestado fue llevado ante la juez Evyanne Mártir del Tribunal de Caguas, quien luego de leerle las advertencias, ordenó su ingreso en la Institución Correccional de Bayamón hasta la vista preliminar al no poder prestar la fianza.

Mientras, el comandante David Andújar, director del CIC de Utuado, informó que la división de Arrestos y Allanamientos en unión a la División de Homicidios del área de Utuado y el Departamento de Corrección lograron el arresto de Emmanuel Martinez Pagan, conocido por Guayabito, contra quien pesaba una orden de arresto por apropiación ilegal agravada y escalamiento agravado.

La orden fue expedida por la juez Myrna I. Pérez Negrón con una fianza de 50,000 dólares por hechos ocurridos el 16 de marzo pasado en Utuado. En contra de Martínez Pagán también se diligenció una revocación de libertad a prueba emitida por la misma juez. El agente Carlos Cortés llevó al arrestado ante la juez Gloria De Jesús Machargo, quien ordenó el ingreso en la institución penal Las Cucharas en Ponce.